08 septiembre 2013

Cormac McCarthy: "... él no podía...".

Cormac McCarthy: "... él no podía avivar en el corazón del niño lo que en el suyo propio eran cenizas".

Our Partners